Realiza tu Consulta de Tarot

miércoles, 29 de marzo de 2017

Haciendo el Tarzan

HACIENDO EL TARZÁN CON EL TAROT

En otra entrada del blog :
estuvimos jugando con los números de cada arcano y vimos cómo los arcanos están conectados entre sí y remiten los unos a los otros.

Ahora vamos a ir un paso más allá y vamos a aplicar un principio matemático a los números de los arcanos. En todas las tablas de multiplicar ocurre que si sumamos y reducimos a un dígito el resultado y lo sumamos al siguiente, se obtiene la suma del resultado de la siguiente multiplicación. ¡Uf! ¡Qué complejo!
Pero es más fácil de ver con unos ejemplos:
2 x 5 = 10; 1+0=1+2 =3
2 x 6 = 12; 1+2 =3

5 x 8 = 40; 4+0=4+5 = 9
5 x 9 = 45; 4+5=9

7 x 345 = 2415; 2+4+1+5= 12 1+2=3+7 =10
7 x 346 = 2422; 2+4+2+2= 10

Dicho de otra forma, la suma nos lleva al siguiente paso, al siguiente número. La adición, el aunar fuerzas, la conjunción de las personas nos lleva a desarrollarnos y mejorar.

Para aprovechar plenamente todas las posibilidades que esto nos brinda en el Tarot tenemos que colocar los Arcanos Mayores como sigue:


Arcanos Mayores del Tarot de Marsella de Camoin Jodorowsky
Arcanos Mayores del Tarot de Marsella de Camoin Jodorowsky



Vamos a hacer sumas a cada arcano, de tal forma que el arcano del segundo decanato (en la parte de arriba de la foto) se transforma en el vehículo que nos lleva al siguiente arcano del primer decanato, es nuestro medio de transporte en este viaje, es como coger una liana e ir de un árbol a otro. Por eso llamo a este proceso


HACER EL TARZÁN CON EL TAROT



Ya me imagino la cara que has puesto al leer esto.
Pero si me acompañas paso a paso lo entenderás. Y desde luego, no hace falta ponerse un taparrabos de piel o dar gritos estridentes. ¡¡¡Jajajajaja!!!

Así pues, empezamos con el arcano 1 y el 11. Esto nos plantea una disyuntiva. El Mago y la Fuerza o el Mago y la Justicia. ¿Tarot de Marsella o Rider Waite?
Sea uno u otro, está claro que el Mago debe saber hacer un uso moderado e inteligente de su poder. Debe controlar sus emociones internas y sus ambiciones.
De todas formas el 11 = 1+1 =2 La Sacerdotisa.
¿Qué elemento debe aprender o usar el Loco en su viaje para pasar del Mago a la Sacerdotisa? ¿El dominar sus impulsos con la Fuerza o el actuar equilibradamente según la Justicia? Como siempre con el Tarot, el libre albedrío entra en acción.

Existe una enorme y fuerte relación entre el Arcano de la Sacerdotisa (2) y el Arcano del Colgado (12), y también entre ellos y el agua. En el tarot Rider Waite todos los doses tienen agua, el de copas no aparece porque las propias copas hacen relación al agua, el de oros está en un mar embravecido simbolizando los vaivenes de la vida al que tiene que adaptarse el personaje del arcano haciendo equilibrios, el de bastos al pie del castillo desde el que Colón (así le veo) medita sobre su viaje, y el de espadas detrás de la mujer con los ojos vendados y los brazos cruzados para rechazar el mundo exterior y tomar una decisión interior.
En resumen que el dos está relacionado con el elemento agua.
La receptividad y pasividad de la Sacerdotisa debe “sacrificarse” con el Colgando para dar paso a la creación de la Emperatriz. 12 = 1+2 = 3 La Emperatriz.

La Emperatriz y la Muerte.
La Emperatriz es fuente de vida, entusiasmo, vitalidad pero en el marasmo de este mundo debe vigilarse y cuidar lo que se crea. A las plantas se las poda y abona para que se desarrollen con más fuerza. Se debe eliminar lo que estorba con la guadaña y así poder recoger una mejor cosecha a través de la Muerte. 13 = 1+3 = 4 El Emperador.

El Emperador y la Templanza.
El Emperador supone orden en la creación, pero para que ese orden no se llene de agua estancada y fétida, ésta debe circular. La Templanza nos advierte de que para evolucionar debemos admitir el cambio; si nos quedamos estancados no avanzamos, debemos seguir nuestro camino igual que la pasividad de la Sacerdotisa debió de transformarse en el empuje vital de la Emperatriz, pero este cambio no puede ser a tontas y a locas, ya hemos aprendido el valor del orden y la disciplina. 14 = 1+4 = 5 El Sumo Sacerdote.

El Sumo Sacerdote y el Diablo.
Es muy curioso cuánto se parecen estos dos arcanos. En el Sumo Sacerdote aparecen dos acólitos de espaldas casi idénticos, mientras que los dos que aparecen en el Diablo están bien diferenciados, de frente y desnudos.
Se refiere que no hay que volcarse únicamente en lo divino o espiritual (o en la ayuda a los demás) y perder así de vista que lo material también es necesario (hay que comer y tener cubiertas las necesidades básicas para poder vivir). Puente hacia nuestra parte divina o Dios (Papa o Sumo Pontífice) y Puente hacia nuestra parte más oscura (Diablo). 15 = 1+5 = 6 Los Enamorados

Los Enamorados y La Torre.
En los Enamorados muchos creen encontrar la primera referencia a las dos vías de evolución, pero ya han aparecido antes en las columnas de la Sacerdotisa y en los dos troncos de árboles (en el Tarot de Marsella) del Colgado.
Aquí nos encontramos con el Amor, uno de los principales motores de este mundo. Quizás se trata de un amor humano que hay que conocer y valorar, pero que no debe alejarnos del amor divino que representa la Torre. Recordemos que es el rayo de Dios el que la ilumina por dentro y abre la mente y conciencia, dispersando a su paso sus semillas de creación, que son las bolitas de colores que caen desde la Torre en el Tarot de Marsella. 16 = 1+6 = 7 El Carro.

El Carro y la Estrella.
El Carro es otro de esos arcanos muy difícil de catalogar para nuestra mente actual. Habla de triunfo, de violencia en la batalla, de guerra, pero también de ponerse en marcha después de elegir el camino en el arcano de los Enamorados. El Amor no debería resultar en Violencia, y la Estrella hace referencia a eso a la humildad y a la verdad (en Pintura una mujer desnuda es alegoría de la Verdad, ya que mientras estamos vestidos podemos camuflarnos, pero desnudos no mostramos tal y como somos), a encontrar nuestro sitio y hacerlo revivir, nutrirlo con el agua de las vasijas; y esto requiere paciencia y discreción, si no sabemos controlar nuestro Carro, tendremos un accidente. 17 = 1+7= 8.

Nuevamente en una encrucijada. La Justicia y la Luna o la Fuerza y la Luna.
La Justicia habría referencia al equilibrio que debe regirnos en nuestras acciones y la Fuerza a no dejarnos dominar por las pasiones, pero si solamente nos quedamos ahí con el control de la mente consciente, nos volvemos a estancar; debemos, pues, dejar hueco a la imaginación, a lo inconsciente que representaría la Luna. 18 = 1+8= 9 El Ermitaño.

El Ermitaño y El Sol.
El Ermitaño es sabio (aunque dude de todo lo que sabe, como hacía Sócrates) y para que esa sabiduría no se olvide debe encontrar a su discípulo, a aquél al que transmitirle lo que sabe. (Vale que según la filosofía hermética sólo un iniciado pueda recibir el conocimiento, pero no hay por qué esperar a que el iniciado aparezca en tu vida para poder transmitir lo que sabes. Como en el Amor, no puedes quedarte en casa esperando a que la persona adecuada llame a tu puerta, pero tampoco tienes por qué quedarte con la primera persona que conoces). Debes sacar a la luz del Sol lo que sabes, el Sol da vida y calor y hace que las plantas produzcan oxígeno. 19 = 1+9 = 10 La Rueda.


La Rueda y el Juicio.
La Rueda hace referencia a situaciones que se plantean de repente, sin aviso. Cuando llega el momento adecuado todo se pone en marcha, pero una vez más no hay que dejar que ese movimiento sea incontrolado, tiene que ser guiado por nuestro discernimiento, con el Juicio tenemos que saber separar el trigo de la paja, igual que con la guadaña de la Muerte. 20 = 2+0= 2 La Sacerdotisa.

Así pues parece que no podríamos llegar al Mundo, no de la misma forma de la que hemos llegado hasta aquí. Tal vez por terminar en 1 está relacionado con el Mago, ¿sería ésta una liana que llevaría a un orden diferente, a otro camino diferente (o paralelo)? ¿Un tercer nivel de arcanos?
O tal vez sea más bien que en la separación del trigo y la paja que hacemos en el Juicio el resultado es el propio arcano del Mundo; si el camino está bien hecho no habría por qué retornar a la Sacerdotisa, pero si no lo hicimos correctamente, hay que volver a recorrerlo para aprender lo que no hicimos anteriormente en nuestro camino.

¿Qué opináis vosotros?


Habitualmente se considera que el viaje del Loco va desde el Mago hasta el Mundo, pero esto viaje también puede ser vuelta, y entonces sería desde el Mundo hasta el Mago. Si lo aplicáramos a lo que aquí he expuesto anteriormente, entonces no habría adición (suma) durante el proceso, no sería 19 = 1+9= 10. El proceso iría por sustracción, por resta, es decir, para ir del Ermitaño a la Fuerza/Justicia la unión la realizaría el Sol (19: 9-1= 8); para ir de la Fuerza/Justicia al Carro, sería la Luna (18: 8-1=7); ... Resumido: Para ir del Mago al Mundo lo hacemos del I al X y “saltamos agarrándonos a la liana” del arcano del segundo decanato; y para ir del Mundo al Mago lo hacemos igual pero en sentido inverso; o sea, procesos simétricos pero especulares (inversos como la imagen de un espejo).



No hay comentarios:

Publicar un comentario